martes, 5 de agosto de 2014

Un mensaje para ti



Creí estar viendo el cielo entero y al mismísimo Dios ante mi. Si estaba en mi propio cuerpo o fuera de él mientras escribía, no lo sé ¡ Sólo Dios lo sabe!- Georg Friedrich Haendel.


El objetivo de este enlace es motivar el interés por la música, en especial la clásica, como herramienta para el "Crecimiento personal y bienestar general".
Nietzche “Sin música la vida sería un error.”


Empezaré con el siguiente párrafo y así eliminamos prejuicios

En ciertos ambientes la música clásica está mal considerada porque se asocia a la alta burguesía. Es cierto que para comprenderla es necesario una buena formación. Pero su escucha y su disfrute están al alcance de cualquiera(Gabriel Pereyra Musicoterapia).

¿Cómo escuchar música?

Existen formas de oír más valiosas que la palabra más amable ( Joseph Von Ligne). 

Si queremos beneficiarnos de todo lo que la música puede ofrecernos, tendremos que estar preparados para escuchar de un modo activo y consciente. Y eso es lo que tenemos que aprender.
Nuestro bienestar y nuestra actitud ante la vida están muy relacionados con la capacidad de atención y la receptividad sensorial.

El oído , al igual que la vista, también puede ejercitarse y cultivarse. Oír algo atentamente ( escuchar) y hacerlo de manera superficial(oír) son cosas muy diferentes.

La eficacia de la audición depende de cómo asimilamos y procesamos lo que oímos. Desarrollar la capacidad de escucha es extremadamente sencillo: sólo necesitas oír muchas veces , y con los oídos bien abiertos, las piezas musicales que hayas escogido, Si la pintura es un buen ejercicio para la vista, la audición lo es para el oído.

Escuchar significa saber discernir entre lo que es y no es importante. Si podemos concentrar la mirada en un punto, también podemos aprender a percibir los distintos elementos de una melodía.

Saber escuchar también es importante para la comunicación humana. Cuando hablamos con un amigo o con un compañero del trabajo, nuestra conversación sera más efectiva y satisfactoria si escuchamos con atención. No es extraño que las personas que saben escuchar sean muy apreciadas por los demás, ya que se introducen en el patrón vibratorio del interlocutor. (Gabriel Pereyra Musicoterapia).


Música para la claridad de pensamiento, poder mental y bienestar 

La música mejora tanto la salud física de las personas como su estabilidad emocional, su capacidad de concentración y su sensibilidad.  Ofrece armonía y paz a la psique, así como fuerza y alegría al alma.

“La música compone los ánimos descompuestos y alivia los trabajos que nacen del espíritu” Miguel de Cervantes


Los grandes momentos de la música siempre surgen de la quietud. Los crescendi más poderosos nacen del silencio. El gran artista y compositor Pau Casals decía que toda obra maestra se crea a partir de la resolución del antagonismo entre tensión y distensión. Aunque busquemos paz y tranquilidad, para conseguirlos hay que esforzarse. La música que alcanza la armonía mediante la conciliación dinámica de contrarios nos hará  sentir fuertes y victoriosos. Tu cuerpo se encontrará mejor cada vez que experimentas una música que armonice los conflictos emocionales y las disonancias de la vida con una solución musical novedosa.

La música puede ayudarte a aumentar la claridad y la focalización de la mente, ayuda a planear y ejecutar los pensamientos y deseos que deseas cumplir. 

En general la música más agradable para la mente será melódica y rítmicamente simple y clara. La música barroca( en especial en su fase tardía de la primera mitad de siglo XVIII) es maravillosa para la claridad mental y enfoque. ( Hal A. Lingerman -El Poder Curativo de la Música-Musicoterapia).

"Las composiciones barrocas de Bach o de Vivaldi son la mejor compañía durante las horas de estudio. La música afecta a los ondas alfa de los impulsos cerebrales y estimula la claridad mental. Gracias al sonido, el cerebro está más predispuesto al razonamiento sistemático y lo que aprendemos se graba más fácilmente en la memoria" (Gabriel Pereyra Musicoterapia).


Actualmente mucha investigación está dirigida a estudiar los posibles efectos de la práctica musical en el desarrollo de las personas, especialmente durante la infancia. Aprender a tocar un instrumento podría ayudar a controlar las emociones, a desarrollar habilidades lingüísticas y matemáticas, a aumentar la concentración y la autoconfianza y a mejorar las relaciones sociales. Como comentó Altenmüller, «tocar un instrumento podría, incluso, hacer un poco más inteligentes a las personas».


Pero, además, la práctica musical tiene otros efectos. La audición y el movimiento están relacionados en  nuestro cerebro. Y esta interacción entre vías de control motor y auditivo se ve incrementada cuando se aprende a tocar un instrumento. Es conocida la gran plasticidad del cerebro, que es capaz de cambiar a partir de las experiencias del individuo. Así pues, es importante investigar los límites de esta plasticidad, no solo en niños y adultos, sino sobre todo durante el envejecimiento. Entender la capacidad que tiene nuestro cerebro de aprender o reaprender nuevas habilidades (por ejemplo, la música) nos podría permitir programar posibles estrategias de intervención que ayuden a afrontar o retrasar procesos relacionados con el envejecimiento (como el deterioro cognitivo y la pérdida de memoria, entre otros) y en algunos casos retrasar también el impacto de algunas enfermedades neurodegenerativas. ( Blog CosmoCaixa.com)


La música, ¿capaz de curar enfermedades?

Tratamiento del ictus mediante la música

Tocar música parece cambiar el cerebro, a corto y a largo plazo, como demuestran las pruebas llevadas a cabo con técnicas de neuroimagen, sobre todo utilizando resonancia magnética estructural. Además, la práctica musical puede ayudar a tratar las deficiencias motoras surgidas después de sufrir un ictus o accidente cerebrovascular.


Destaco dos estudios importantes sobre los efectos de la terapia musical en el ictus. El primero, llevado a cabo por el Dr. Särkämö de la Cognitive Brain Research Unit de la Universidad de Helsinki, muestra que la escucha diaria de música seleccionada por el propio paciente, durante tres meses, tiene efectos significativos en el rendimiento cognitivo y en la mejora emocional, cuando se compara con un grupo de pacientes sin escucha de música u otro grupo donde se produce solo lectura de audiolibros, seleccionados también por el paciente. El segundo muestra resultados similares, pero en este caso con pacientes crónicos que se entrenan tocando la batería electrónica y el piano eléctrico. Estos mostraban mejora en los planos motor y emocional a lo largo de las sesiones. En exploraciones con resonancia magnética funcional se observó un aumento de la conectividad entre las regiones del cerebro que intervienen en las conexiones motoras y auditivas, y muy probablemente la música serviría indirectamente para promover la neuroplasticidad en las zonas del cerebro afectadas.( Blog CosmoCaixa.com)


Música Angelical

Todos los seres humanos estamos asistido por presencias mucho más evolucionadas. El reino de los ángeles constituye un universo de vida creado antes que la humanidad y que nos bendice continuamente. Los ángeles como radiantes huestes de Dios, son mencionados unas trescientas veces en la Biblia y también se reverencia en otras religiones del mundo y en muchos textos espirituales contemporáneos, como por ejemplo La hermandad de los ángeles y los hombres, de Geoffrey Hodson. Flower A. Newhouse, maestra espiritual y clarividente místico-cristina, ha escrito con gran iluminación y mirada interior sobre el reino de los ángeles. Sus libros Redescubriendo los ángeles y El Reino de los seres brillantes, son ya clásicos en su campo y nos ofrecen información muy variada acerca de los ángeles. En el reino de los seres brillantes, Newhouse escribe:

Entre las innumerables órdenes de los ángeles, hay cuatro grandes olas de vida angelical dedicadas principalmente a la existencia terrenal y a servir a las vidas en activo dentro del planeta. Hay muchas otras grandes órdenes angelicales, todas ellas repletas de gloria y de un propósito muy definido, pero no tiene que ver con nosotros aquí. Uno de estos cuatro caminos es el de la ola de la naturaleza. El segundo es la ola de la motivación hacia la vida. El tercero está asociado con la expresión de la sabiduría divina. El cuarto es la ola del amor.  ( Hal A. Lingerman -El Poder Curativo de la Música-Musicoterapia).

Música y espiritualidad global

La vida de los grandes compositores nos muestra cuan a menudo una inspiración más alta iluminó sus esfuerzos. Muchos de los compositores que han reconocido a la presencia divina trabajando con ellos y a través de ellos no han sido miembros de instituciones religiosas concretas ni han tenido afiliaciones ortodoxas.  Sin embargo, al examinar sus diarios y cartas,  encontramos que nombran muy frecuente y abiertamente a la divinidad de acuerdo a su propia experiencia de comunión y contacto directos. En algunos casos, nombran a esta presencia de Dios, aunque a menudo reconocen que sus inspiraciones estaban conectadas a fuentes cósmicas de un poder más amplio que cualquier religión o movimiento particular, algo trascendente y al mismo tiempo sumamente próximo e íntimo para ellos .

Independientemente de cualquier religión o filosofía que sostuvieran estos artistas, siempre que estuvieran abiertos y receptivos, el fulgor divino descendió sobre ellos como un fuego dorado. En estos casos el compositor se convirtió en un canal de conexión o recipiente, capaz de transmitir creativamente la comunión más intima entre la humanidad y el Creador. En palabras de Corinne Heline " La misión más alta de la música es servir de enlace entre Dios y los hombres(y las mujeres) Construye un puente sobre el que las huestes angelicales pueden acercarse a la humanidad".

Beethoven decía :" Oh , divinidad, tu que puedes ver en lo más intimo de mi alma, sabes que el amor a la humanidad y el deseo de hacer el bien habitan en ella. Oh Dios, dame fuerza para conquistarme a mi mismo, nada debe encadenarme a la vida"

Haendel describió su experiencia extática mientras componía El Mesías de la siguiente manera :  "Creí estar viendo el cielo entero y al mismísimo Dios ante mi. Si estaba en mi propio cuerpo o fuera de él mientras escribía , no lo sé. Sólo Dios lo sabe".  Haydn nos habla de su alegría en Cristo : " Dios me ha dado un corazón alegre... Siempre que pienso en el amado Señor, debo reír. El corazón me salta de alegría en el pecho". Mientras componía Parsifal, Wagner formuló su credo espiritual :" Creo en Dios, Mozart y Beethoven, y en sus discípulos y apóstoles, creo en el Espíritu Santo y en la verdad del arte uno e indivisible: creo que el arte de la música viene de Dios y mora en los corazones de todo los hombres ilustrados... Me regocijo en un pensamiento y una reflexión, cuyo resultado podría aún traer una gran curación al mundo... ser capaz de representar claramente a Cristo."

Ralph Vaughan Williams proclamó lo siguiente : "La música no sólo es una ciencia, sino una voz divina.. La gracia divina está danzando, ¡danzad, pues también vosotros!. Leo Janacek, refieriéndose a su Misa eslava, dijo " Quiero mostrar a las personas cómo hablar con Dios".

Brahms, considerado por algunos como un agnóstico acérrimo, hizo esta declaración de fe a Arthur Abell : " Percibo vibraciones que estremecen todo mi ser. Son las vibraciones del espíritu que ilumina el poder del alma, y en este estado de exaltación veo claramente lo que en mis estados de ánimo ordinarios permanece oscuro. Entonces me siento capaz de hacer bajar la inspiración desde arriba, como hacia Beethoven.. Y me doy cuenta de que yo y el Padre somos uno.
George Rochberg , un compositor americano contemporáneo, declaró recientemente su nuevo credo artístico : "El propósito del arte es alabar a  Dios" .( Hal A. Lingerman -El Poder Curativo de la Música-Musicoterapia).

Beethoven escribió en su diario: Los locos pronuncian palabras sabias con entera libertad, mientras que la sabiduría calla mientras se esclaviza a los hombres.(Las grandes creaciones del hombre-Genios de la musica -Video).

9 Sinfonía compuesta en base al poema de Friedrich Schiller Oda a la alegría, al día de hoy es cantada y tocada a nivel mundial como el Himno a la hermandad




Música y meditación

La música más grande habla al corazón y al alma. A medida que te permitas entrar en estas obras maestras, te sentirás más expandido, lleno de luz , armonizado y en comunión con la fuente de toda vida. Esta música  siempre te devolverá al mundo con esperanza renovada, vigor y una serenidad dinámica, jubilosa. Te sentirás acompañado por innumerables huestes que te animarán a dejar la pesadez y la negatividad para que puedas recibir y abosorber frecuencias más altas de energía. Ya no te sentirás solo en mejorar tus condiciones terrenales o en conseguir algo más allá de la tierra, porque cielo y tierra estarán conectados. Muchas veces querrás meditar en silencio. Esta música calmará tu cuerpo , tus emociones y tu mente para que el centro del alma pueda hablar a través de ti y conectar la luz. Te dejará enriquecido y reforzado para afrontar lo que la vida te depare. Estas son algunas pautas para prepararse para una meditación más eficaz precedida de la música: 

1. Empieza tratando la meditación musical como un tiempo sagrado. Escucha con una actitud de reverencia y respeto.
2. Mantente abierto a las energías espiritualizadoras de la música. Mientras escuchas, algo pasara en ti a nivel espiritual. Siente como la música circula por todo tu ser. 
3. Ten un cuaderno a mano, de tal manera que te sea fácil apuntar cualquier impresión o imagen que puedas recibir.
4. Describe cualquier impresión que las distintas melodías despiertan en ti ( ya sea en forma de lugares, colores, presencias, formas , arquetipos, ideas, etc).
5. Pregúntate qué sentimientos te despierta la música( de alegria, paz, fuerza o calidez) y si te sientes mejor o peor.
6. ¿ En qué parte del cuerpo sientes la música con mas intensidad? ¿ En el estómago, el plexo solar, el corazón, la garganta, la frente, la coronilla, los músculos o las articulaciones? Es importante comprender de manera consciente dónde se siente la música,  porque es una señal de que aquella área necesita o bien más energía o que se disperse su exceso. En este sentido, la música sirve como un dispositivo equilibrador o conmutador de energía que te ayudará a armonizar tu cuerpo, emociones , mente  y alma.
7. Al terminar la música, eleva tu corazón en gratitud por el enriquecimiento que la música te ha aportado. Un corazón agradecido mantiene las puertas abiertas para que las contínuas bendiciones entren en tu vida.( Hal A. Lingerman -El Poder Curativo de la Música-Musicoterapia)

La música debe considerarse como sal y pimienta de la meditación más que como su pan y mantequilla : un estímulo especial, una especie de lubricante psicoespiritual del que no debemos volvernos dependientes. Idealmente, la música debe ser un contrapunto a la búsqueda en meditación silenciosa de esa condición de auto apoyo , y sin embargo no apoyada en nada, tan característica de la profundidad meditativa.

Hay maneras no especificas en que podemos usar la música como estimulo para la meditación. Podemos encontrar que es un trasfondo útil para la relajación, por ejemplo. El contenido tranpercepción de una especie de crisalidad de sonido en torno al oyente- un área de espacio llena de sonido que es muy conducente al abandono de si en una regresión cuasi fetal en que se deja a un lado la actitud codiciosa y orientada a la acción de la mente ordinaria.

Quizá una clase más específica de meditación relacionada con la música es la que descansa en la equiparación del sonido con lo divino( en el mas amplio sentido de la palabra). Aunque la luz es el símbolo de lo divino más frecuente en el lenguaje codificado de las religiones, oir es de mayor importancia mística que ver; y el sonido( y su modulación) es vehículo más potente para la sensación de lo santo que la vista. 

Puesto que al escuchar música podemos vernos tentados a esperar que la música" lo hago por nosotros" , es decir, podemos inclinarnos a esperar pasivamente( u oralmente, si hablamos en clave psicoanalítica) que la música nos llene, satisfaga y complazca hasta el punto de éxtasis, y porque todo eso es contrario a una actitud conducente a una profunda contemplación musical, creo que es muy apropiado comenzar la exploración de la música como vehículo devocional es cuando el sonido mismo más que las composiciones musicales. Pues si el sonido es Brahman, según el viejo dicho shabda brahman, no es sin embargo algo con lo que ordinariamente estemos sintonizados.  El Chandogya Upanishad nos dice que Brahman ha de ser encontrado en el sonido del fuego que puede oirse cerrando los oídos. Propongo, como comienzo de la exploración, este ejericcio : meditar en lo divino escuchando aguda y sutilmente el sonido de la profundiad de los propios oidos. 

Los que lleven a cabo este ejercicio probablemente estarán interesados en explorar otra práctica hindú que implica no solo escucha sino emisión: la evocación de lo sagrado cantando la silaba Om. El modo más adecuado de hacerlo es cantarlo en el registro más bajo posible(evocador del espacio más amplio) y de modo tal que se generen tantos armónicos como sea posible(evocadores de densidad experiencial).

Cuando aplicamos el principio de evocación por el sonido a la escucha de música, creo que la mejor práctica para recomendar a un occidental puede ser la de escuchar música hindú clásica, que se desenvuelve en la presencia siempre sostenida de su acento tónico(generalmente de tambura), un correlato musical a la presencia de lo divino.

Aparte del lo adecuada que es la música hindú para la concentración en lo divino gracias a su estructura, donde melodía y ritmo se apoyan en un bordón, también es apropiada por otra razón. Para alguna gente al menos, se ha establecido una relación asociativa demasiado fuerte entre el repertorio musical occidental  y estados mentales dentro de los límites de lo ordinario, si no de lo mórbido. Si es verdad que al principio la falta de familiaridad con el lenguaje musical diferente de la música hindú clásica puede ser una limitación, creo que la experiencia educativa de familiarización continuada bien vale su recompensa, pues, como en el uso de latín y sánscrito eclesiásticos, la música hindú puede suministrar un medio puramente litúrgico, es decir, dedicado por nosotros a evocar una experiencia específicamente extra mundana. 

Elizabeth Brentano asegura dijo Beethoven sobre la música : 

Cuando abro mis ojos tengo que suspirar, pues lo que veo es contrario a mi religión, y tengo que despreciar el mundo que no sabe que la música es una revelación más alta que toda sabiduría y filosofía, el vino que lo inspira a uno a nuevos procesos generativos, y yo soy el Baco que exprime ese vino glorioso para los hombres y los emborracha espiritualmente. Cuando de nuevo se han vuelto sobrios han sacado del mar todo lo que trajeron consigo, todo lo que pueden llevar congio a la tierra seca. No tengo un solo amigo, tengo que vivir solo. Pero sé bien que Dios está más cerca de mi que de otros artistas; yo me asocio con El sin miedo; siempre  lo he reconocido y comprendido y no tengo miedo por mi música- no puede tener un destino maligno. Los que la comprenden tienen que ser liberados por ella de todas las miserias que los demás arrastran consigo.

La música, en verdad, es el mediador entre la vida intelectual y la sensual.
Háblale a Goethe de mi. Dile que oiga mis sinfonías y dirá que tengo razón al decir que la música es la entrada incorpórea al mundo superior de conocimiento que comprende a la humanidad pero que la humanidad no puede comprender. 

En esta declaración sobre la música como vehículo para el desarrollo psicoespiritual, quisiera incluir mi recomendación de explorar a Brahms en mayor profundidad. Recomendaría, por ejemplo, escuchar el primer movimiento de su temprano sexteto Op.18 como una alfombra voladora para una meditación sobre el amor- un amor a la vez erótico, cósmico y fraternal.

O sugeriría convertirse en los dos que dialogan (a través de orquesta y el piano, respectivamente) en el segundo movimiento de su Primer Concierto para Piano Op. 15.

Más importante aún : si estás interesado en explorar a Brahms como vehículo para la extensión de la conciencia, te sugiero que busques una conexión con la mente del creador tras sus creaciones. Busca la presencia de Brahms detrás de sus notas, y haz a Brahms tu guía abriendo los oídos a lo que, sin palabras , te está diciendo. (Entre meditación y psicoterapia pág. 201-209- Claudio Naranjo).



Obras musicales para la claridad de pensamiento, para una mente más saludable y armonizada:

Johann Sebastian Bach, Conciertos de Brandenburgo, Suites para orquesta.
Luigi Boccherini, Sinfonias : Cuartetos
Francois de Fossa, Guitar trios
Federico el Grande, Conciertos para flauta
Georg Friedrich Haendel, Música acuática.
Franz Joseph Haydn,  Tríos para piano.
Friedrich Kuhlau, Quintetos para flauta.
Wolfgang Amadeus Mozart,  Sonatas da chiesa.
Alessandro Scarlatti, Sinfonías
Domenico Scarlatti, 555 Sonatas para clavicémbalo
Fernando Sor, Fantasías y Estudios
Georg Philipp Telemann, Concierto para tres violines y orquesta. 
(Hal A. Lingerman - El poder curativo de la música- Musicoterapia)

Johann Sebastian Bach El clave bien temperado, partes I y II
Johann Sebastian Bach, Suites inglesas
Felix Mendelssohn Bartholdy : Sinfonia no. 5 en re menor, Op 107, segundo movimiento "Allegro vivace"
Giovanni Pierluigi Palestrina : Misa del Papa Marcello
Maurice Ravel : Daphnis y Chloe, Suite no.1
Camille Saint Saens : Primer concierto para violonchelo en la menor Op. 33
Franz Schubert : Sinfonia no. 8 en do mayor( D 944), cuarto movimiento, Finale - Allegro vivace
Piotr Ilych Tchaikovski :  Variaciones sobre un tema rococó para violonchelo y orquesta , Op. 33
 (Gabriel Pereyra Musicoterapia).

Música para estimular la creatividad y la fantasía

Hector Berlioz : Sinfonia Fantástica Op. 14
Edward Elgar: Variaciones Enigma , Op. 36
Edward Grieg, Suite Peer Gynt, Op. 46
Georg Friedrich Handel . Concierto Grosso no. 7, Alla Hornpipe
Modest Mussorgski : Cuadros de una exposición( versión de M . Ravel y W. Ashkenazy)
Ottorino Respight: Fuentes de Roma
Joaquin Rodrigo: Concierto de Aranjuez
(Gabriel Pereyra- Musicoterapia)


Música Angelical

Johann Sebastian Bach Ave Maria
Ludwing van Beethoven Concierto para piano no. 5 "Emperador" segundo movimiento
La transparencia callada de esta música predispone al oyente a recibir presencias angelicales. Es uno de los logros más bellos de Beethoven.
Héctor Berlioz Hosanna ( de La infancia de Cristo), Snctus (del Requiem)
Carl Bohm (Calm as the night ) para órgano : Obra tranquila y meditativa, aunque al mismo tiempo poderosa, que nos hace pensar en la serenidad eterna de los cielos.
Gaetano Braga Angel`s Braga
Johannes Brahms Concierto para piano, tercer movimiento
Anton Bruckner Sinfonia no. 8 (Adagio)
Pau Casals El cant dels ocells
Frederic Chopin nocturno en Mi bermol (op. 9 no. 2
Edward Elgar Pompa y circunstancia no. 1 ( Tierra de esperanza y gloria)
Cesar Franck Panis angelicus
Eugene Friesen Catedral pines: Muchas personas han captado presencias angelicales y llamadas de ángeles en los sonidos de las campanas. El Questhaven Handbell Choir interpreta 26 obras angelicales que incluyen Jubilance de Sherman, Be thou my vision de Butler, Panis angelicus de Franck, Let there be peace on Earth de Morse y O holy night arreglada por este mismo autor.
Cristhoph Willibald Gluck Danza de los espíritus benditos
Charles Gounod Sanctus ( de la Messe solennelle)
Edgar Grieg Nocturno ( de la Suite Lirica)
Georg Friedrich Haendel coro Aleluya ( de EL Mesías)
Paul Horn Inside the Taj Mahal( excepto los cantos).
Engelbert Humperdinck La oración de niños ( de Hansel y Gretel)
Gustav Mahler Sinfonia no. 2 "Resurreccion"
Felix Mendelssohn ¡ Qué bellos son los mensajeros! y Sanctus
Wolfgang Amadeus Mozart Laudate Dominum, Salmo 116 ( de Vesperae Solennes de Cinfessore).
Johann Pachelbel Canon de en Re Mayor
Ottorino Respighi Vitrales de Iglesia( Arcangel Miguel), Pinos de Roma, tercer movimiento ( Pinos del Janiculum)
Richard Rodgers y Oscar Hammerstein Climb Every Mountain ( de Sonrisas y lagrimas). Segun los hallazgos de Flower A. Newhouse, esta música parece contener el estimulo de nuestro ángel de la guarda para mejorar y superar los obstáculos necesarios en nuestra vida. Aporta el sonido y la fuerza del valor más alto.Prólogo( de Sonrisas y lagrimas)
Anton Rubinstein Sueño agelical ( de Kamenoi Ostrov)
Franz Schubert Ave María
Alberto Thome Adagio Religioso
Richard Wagner Cabalgata de las Valquirias
Preludio y Música del Viernes Santo ( de Parsifal)
La música del Santo Grial eleva al oyente hacia brillantes presencias de ayuda.
Preludio del Acto I( de Lohengrin)
Wagner realmente vió angeles descendiendo y subiendo en el fulgor dorado de la música del Grial
Romanza de la estrella ( de Tannhauser)
Coro de los peregrinos ( de Tannhduser).
Ralph Vaughan Williams Fantasía sobre un tema de Thomas Tallis
Shepherds of the Delectable Mountains ( de Pilgrim`s Progress)

Himnos
O Holy Night ( de Adam)
Ye Watchers and Ye Holy Ones ( Melodía : Lasst Uns Erfreuen)
Yo Holy Angels Bright ( Melodía: Darwall`s 148th)
Angels from the Realms of Glory ( Melodía: Regent Square, Henry T. Smart)
Angels We have Heand on High ( Melodía : Gloria). 
( Hal A. Lingerman -El Poder Curativo de la Música-Musicoterapia)

Música para la meditación

Kurt Atterberg, Suite no. 3 para violin, viola y orquesta.
Johann Sebastian Bach Ven dulce muerte, Toccata y Fuga en Re (versión orquestal dirigida por Leopold Stokowski)
Ludvig van Beethoven, Adagio( de la Sinfonía no. 9)
Anton Bruckner, Sinfonia no. 8( dirigido por Horenstein).
Robert Tree Cody, Dreams from the grandfather
Anton Dvorak, Largo de la Sinfonía no. 9( Dirigido por Bernstein).
Edward Elgar, Nimrod, de Variaciones Enigma( dirigido por Sir Adrian Boult).
Gabriel Faure, In paradisum, del Requiem (dirigido por Rutter).
Georg Friedrich Haendel, Largo de Xerxes
Alan Hovhaness, Mysterious mountain (dirigido por Reiner).
Engelbert Humperdinck, la oracion de los niños de Hansel y Gretel (dirigido por Ormandy)
Gustav Mahler, Sinfonia no. 3(ultimo movimiento, dirigido por Leonard Bernstein), Sinfonía no.4
Wolfgang Amadeus Mozart, Vesperae solennes de confessore (Sanctus), Ave verum corpus ( dirigido por Sir Colin Davis).
Coyote Oldman, Tear of the moon. Flautas de pan indias y flauta nativa americana.
Giovanni Palestrina, Misa del papa Marcelo
Sergei Rachmaninov, Vocalise
Franz Schubert, Ultimo quinteto, op 163
Piotr Illich Tchaikovsky, Adagio contabile de Souvenir de Florencia.
Chris Valentino, musical sea of tranquiity, Sonidos tranquilos de arpa y océano.
Richard Wagner, Preludio al acto I de Lohengrin, Preludio y Musica del viernes santo de Parsifal( dirigido por Bruno Walter).
Ralph Vaughan Williams, Fantasia sobre un tema de Thomas Tallis, Sinfonía no. 5.
( Hal A. Lingerman -El Poder Curativo de la Música-Musicoterapia)

Pero como todo, necesita práctica, disciplina, y método comparto  tres caminos para un aprendizaje de escucha tanto si lo hacemos como afición, profesión o vocación :

El primer camino consiste en escuchar cada día durante unos cuantos días seguidos, una misma música, sin hacer nada más en el momento de escucharla, dejando que entre y salga de nuestros oídos. Al cabo de unos días comenzaremos a tener la sensación que aquella música es nuestra, que forma parte de nosotros mismos.

Un segundo camino consiste en aprender a notar qué tipo de música es conveniente a cada época y a cada momento.Si nos fijamos notaremos cómo una música u otra nos entra mejor o peor, según nuestro estado corporal y anímico, que depende de la hora del día.

Y un tercer camino posible consiste en aprender a notar  diferentes tipos de música o dentro de una misma música, diferentes tipos de sonidos, vibraciones o resonancias en diferentes puntos del cuerpo y de la columna vertebral y en los órganos y funciones vitales que están en consonancia. (Oriol Romani , La música Font de Salud- traducción realizada por Ma. Helena Bonilla).


Hablemos de resultados que se obtienen y que los estoy constatando en primera persona:

-Aumentar la vitalidad física, eliminar la fatiga y la inercia.
-Transformar el estado de ánimo, calmar la ansiedad y las tensiones y elevar los sentimientos.
-Focalizar el pensamiento, esclarecer las metas y proporcionar el valor necesario para llevarlas a cabo.
-Hacer mas profundas las relaciones y enriquecer las amistades.
-Estimular la creatividad y la sensibilidad.
-Fortalecer el carácter y la conducta constructiva.
-Expandir la conciencia y los horizontes de la armonía espiritual.
(Hal A. Lingerman - El poder curativo de la música- Musicoterapia).
-Aumenta nuestro grado autoconocimiento, reflexión.
-Control del ego
-Fortalece nuestros lazos de hermandad con todo ser sintiente


Hagan sus propias observaciones, investiguen, la música es un campo extenso y variado, cuando lo hayan decidido, practiquen  disciplinadamente, escoger de la lista que he transcrito arriba una melodía, la que más les guste, darse un tiempo, no es necesario que sea una hora, con 5 minutos, a un volumen suave, ni muy alto ni muy bajo,  buscando estar sola(o) para escucharla, y en breve  notaréis los resultados, el sonido debe ser nítido, la música ha de ser original. Yo como muchas personas soy una principiante, pero el tiempo, la disciplina, la práctica, y la voluntad harán que vayan mejorando.

Tienes que experimentarlo para saber y entender el poder que desarrollamos a través de la música, utilicémosla como una herramienta más para nuestro crecimiento personal y bienestar general, recupero el pensamiento de Richard Bach : "Lo que necesitas es seguir encontrándote a ti mismo, un poco más cada día, a ese verdadero e ilimitado Juan Gaviota" , a través de la música lo podemos conseguir.

Deseo sinceramente haberles despertado el sentido musical que todos llevamos dentro, sólo debemos permitir que ese Dios en embrión, nazca.

Un abrazo, María Helena

Video Escuela música creativa



Enlaces relacionados:

¿Fronteras y conocimiento en música? unos apuntes
http://www.smartplanet.com/rssfeeds/blog/the-report/


Fuentes  :  Gabriel Pereyra- Libro "Musicoterapia"
Texto Oriol Romani - Libro "La Música, Font de Salut"
Hal A. Lingerman - Libro " El poder curativo de la música- Musicoterapia"
Video youtube "Bach concierto de Brandenburgo"
Libro Entre meditación y psicoterapia - Claudio Naranjo

Nota : Mientras escribía el enlace, lo he hecho con música clásica de fondo, todo el tiempo.

Publicar un comentario