sábado, 23 de abril de 2011

¿Objetivos, Cómo conseguirlos?


La Confianza en uno mismo, Visualización del Plan, Cambio de Creencias, Actitud Positiva, Actuar, Empatía, No DESESPERO/impaciencia, Revisión del plan, Marcar fechas límites son los pasos que debemos seguir para conseguir nuestros objetivos.

A qué se refiere excatamente cada punto indicado arriba:

Confianza en uno mismo: saber de nuestros valores y ser conscientes de nuestros éxitos pasados.

Visualización : imaginarse la obtención de los objetivos con lujo de detalles y posibles soluciones por si se presentan trabas en el camino.

Cambio de creencias : por nuestros juicios adquiridos a lo largo de nuestra vida, uno se ve imposibilitado de darse la opción de crear nuevas circunstancias, que quizás nos ayuden a conseguir nuestros objetivos. Por otro lado no debemos esperar mantener la misma forma de actuar del pasado al día de hoy, ya que el mundo está en un constante cambio y evolución, por lo que se debe aplicar "Si quieres resultados diferentes, no hagas siempre lo mismo".

Actitud Positiva : al tener confianza en uno mismo y visualizarlo, con la posibilidad de que se puede conseguir, la fortaleza interna hace que se vean las cosas positivamente y es, ese instante de brillo, que sentimos internamente, el que será nuestro combustible para actuar con confianza y con la completa convicción de que vamos a conseguir lo que hemos soñado.

Actuar : pasar a la acción del plan mental, actuando diligentemente, pero sin manifestar impaciencia.

Empatía : con las personas que se tiene que tratar nuestros objetivos debemos conseguir empatizar, siendo honestos, preocupándose por el otro, presentando nuestros planteamientos bajo el criterio ganar - ganar, se debe ver dentro de nuestras necesidades cómo se puede beneficiar el otro con nuestra petición.

El NO DESESPERO: No manifestar externamente, dudas ni impaciencia, aunque se las tuviere internamente, no han de manifestarse externamente. Dejar que las cosas fluyan, ya habiendo dado los pasos establecidos debemos ir viendo la evolución. El lucir desesperados, refleja inseguridad, y es justamente lo que no debemos proyectar, porque entonces los otros percibirán esto y tendrán dudas de nosotros, partimos de la base que para que confíen en nosotros, primero hemos de confiar en nosotros mismos.

Revisión del plan : revisar nuestros pasos a menudo para saber si vamos por buen camino , ver si se corrige algo del plan inicial para facilitar la consecución de nuestros objetivos, por lo que también depende de flexibilizar en algún momento nuestros planteamientos y amoldarnos a las situaciones nuevas e irlas ajustando al plan original.

Marcar fechas límites : de acuerdo a nuestra experiencia, percepción y razonamiento en relación a cada objetivo, hacer un aproximado de cuánto tiempo podría tardar en conseguirse y establecer fechas límites. Esto nos sirve para inconscientemente marcarnos presión para obtener nuestras metas.

Autora: María Helena Bonilla
Publicar un comentario